Los polvos compactos forman parte de nuestra rutina de maquillaje diaria. ¿Pero sabemos aplicarlos de manera correcta? Toma nota de estos trucos de maquillaje para sacarle el máximo partido a tus polvos compactos!

Hay diferentes maneras de aplicar los polvos compactos: con una brocha o con una esponja de maquillaje. Para obtener los mejores resultados, es preferible usar una esponja de maquillaje y aplicar el producto 'a toquecitos'. Así conseguiremos sellar las correcciones y la base aplicada. 
 
Los polvos compactos son perfectos para darnos un retoque durante el día, pero no debes excederte en su aplicación, porque puedes acabar obteniendo un efecto de piel envejecida, por marcar en exceso las líneas de expresión.
 
Eso sí, nunca debes aplicar base de maquillaje líquida sobre los polvos, el resultado podría ser una piel excesivamente recargada y un maquillaje muy obvio y poco natural. El consejo de Etnia Cosmetics es que en caso de necesitar unos retoques más intensos, es mejor eliminar por completo la base o los polvos que ya tengamos y volver a maquillar la piel.
 
Además, lo puedes usar en el puente de la nariz y debajo del labio inferior. Esto hará que destaque sutilmente el acabado de estas zonas, así como debajo de los ojos recogerá la sombra y la máscara de pestañas que se puedan desprender en el momento de maquillarte
 
Toma nota y presume de un rostro luminoso y perfecto!