¿Un maquillaje de larga duración que resiste todo tipo de roces? ¡Existe! Toma nota de este truco de maquillaje que será la clave para lucir siempre una piel perfecta.

El polvo suelto fijador es un producto indispensable de nuestro neceser. Si te maquillas con bases de maquillaje cremosas, es fundamental fijarla para evitar manchar la ropa con un roce o que el propio maquillaje desaparezca con el paso de las horas.
 
El uso de Satin Loose Powder es muy sencillo. Una vez hemos aplicado la base sobre la piel, llega el turno del polvo suelto fijador. Con la ayuda de una brocha, repasa todo el maquillaje con Satin Loose Powder. Así conseguiremos una base matificada y resistente a los roces. Además, Satin Loose Powder no aporta un extra de color a tu piel. 
 
Un truco para aplicarlo, es la borla. Si usas este accesorio, mejoras el tono natural de tu piel. Los resultados de Satin Loose Powder son una piel radiante y sin brillos durante todo el día. Su matiz transparente ofrece a la piel una sensación agradable.
 

¡Es el momento de lucir un maquillaje perfecto!